martes, 11 de noviembre de 2008

!Brígida, paga lo que me debes!

Buenas,

Vivo en Sant Feliu de Guíxols i trabajo en Girona. Esto quiere decir que cada día me como unos 37 km para ir al trabajo en la Universidad y otros 37 para volver. No hay problema.
Durante el trayecto pongo el piloto automático y pienso en mis cosas. A veces, sin embargo, la realidad se impone y me despierta del sopor. Hoy un ejemplo. Y créanme, es real.

Al llegar a Girona paso por delante de dos colegios de pago (el célebre Montessori y el no menos célibe Les Alsines). Ambos son buques insignia de la educación en nuestro país y es allí donde las familias que se lo pueden permitir mandan a sus retoños a formarse sin la interferencia de otras culturas o demás contratiempos. Como llego sobre las 9, coincido con el ritual diario de la peregrinación familiar consistente en llevar a los hijos a la escuela. Hoy, se cumplía este ritual cansino: bólidos en fila, niños con uniforme, madres de muy buen ver, Corporación Dermoestética en su máximo esplendor, todo en orden. ¿Todo en orden? No! Había algo que no encajaba... una mota de polvo en el impoluto traje de la burguesía gerundense. Delante del portón del Montessori una señora blandía una cartulina con un mensaje. En un primer momento me ha recordado a esos tipos que esperan en el aeropuerto al ejecutivo de rigor mostrando un cartel con el nombre del ilustre visitante. Como marchábamos despacio he podido fijarme bien. La señora no parecía de aquí, tenia facciones latinas y he supuesto que quizás era sudamericana y que esperaba a alguien a quién no conocía (de ahí la necesidad del cartelito). Después me he fijado en el cartel y en lo que ponía: BRÍGIDA, PAGA LO QUE ME DEBES! Así, en crudo, creo que Times New Roman, Negrita, Tamaño 40. Me he quedado de piedra. ¿Cuantos meses le deben a esta pobre señora para que haya tenido que recurrir a esta estratagema? ¿Habrá cumplido su objetivo? ¿Habrá visto el cartelito la Sra. Brígida (con este nombre no hace falta el apellido)? ¿Se habrá incomodado? ¿Lo habrán visto sus vecinas, amigas o compañeras de gimnasio? Y lo más importante ¿Servirá esta última reivindicación para poder cobrar? No lo creo. Creo que Brígida tenía hoy hora para depilarse y no ha podido llevar a los niños al colegio. Una verdadera lástima ya que la vergüenza sólo es efectiva cuando se comparte. Aun así, el despido está asegurado. Espero que su sustituta pueda leer este blog.


Nos vemos.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Bo,no descartes que mañana ,cuando pases por ahí haya más "sirvientas" con cartelito que Montesori Mother´s Barbys.

Tampoco creo que esta pobre chica vaya a cobrar lo que le deben...Hay crisis también en las altas esferas y hay que recortar gastos!

Montse

Dña.Manolita dijo...

¡Oig, oig, osea!, encima que Brigida le ha enseñado lo que era una aspiradora...se lo agradece así.
Cria cuervos...

Anónimo dijo...

La brígida tiene chofer para llevar los niños al cole y no se ha enterado.

Anónimo dijo...

Bones Bo,
Ja n'hem parlat avui, un bon sistema per deixar en evidència a la tal Brígida. Segur que li tocarà la pera davant de les mothers i els seus grans cotxets. Una llàstima per aquesta treballadora que molt probablement no estava assegurada ni té els papers en regla. Amb aquest suposit, la Brígida deu ser una aprofitada i una mala persona.
Records
Pitu

Anónimo dijo...

H ha que tenir "nassos" per fer el paper de victima. Una de dues, o es molt valenta o es una innocenta

sin libertad dijo...

A raíz de las multas a los comerciantes en el barrio de Sans en Barcelona por los organismos de la normalización de la Generalitat ha surgido este vídeo, es una tragicomedia digna de verse.

Os recomiendo la visión de CASABLANCA de LLOBREGAT, dedicado especialmente a los que apoyan el CAC (centro de multas por rotular en castellano y cerrar emisoras por criticar las políticas del tripartit) y en especialmente a los que están por todo lo contrario.

CASABLANCA de LLOBREGAT vídeo:

http://www.youtube.com/watch?v=mEQShmIO2vI
(Unir en una línea si sale el enlace cortado).o buscar por google o youtube, vale la pena al final te ríes.

Es genial. Gracias por verlo y también por su difusión